Quien es quien en Led Zeppelin: Jimmy Page

El instrumento por excelencia del Rock es la guitarra eléctrica. Todo buen grupo que se precie debe contar en sus filas con el mejor guitarrista posible. Un músico capaz de crear riffs explosivos y de idear los solos más espectaculares. Que sepa ser rápido y lento, preciso y que su feeling transmita lo máximo. Con una técnica que abarque desde los tappings hasta las experimentaciones más alocadas con arco de violín, pasando por espectaculares barridos y escalas para crear un sonido poderoso. Pero además, si explota al máximo las técnicas de grabación, el Rock fluye por sus venas y es un monstruo electrificado en el escenario, pues señores, tenemos a Jimmy Page. Posiblemente uno de los mejores guitarristas del mundo en una de las mejores bandas del mundo.

Pocas veces en el universo rockero se ha cuadrado con tal perfección una formación como con Led Zeppelin, se me ocurren dos o tres más (Queen, BeatlesPink Floyd…), pero me tendría que parar a pensar en alguna otra. En cualquier caso, Jimmy Page, un músico curtido desde muy joven en estudios de grabación aportando su genio para bandas de la talla de los Who o los Kinks, parecía estar predestinado a formar parte de la historia del Rock. De hecho, antes de que formara Led Zeppelin, se pensó en él para crear uno de los combos más colosales que se pudiera imaginar: Keith Moon en batería, John Paul Jones en el bajo, Nicky Hopkins en teclados y Jeff Beck en guitarras junto a él.

Precisamente junto a ese otro gran genio de la guitarra, Jeff Beck, al que conocía desde los once años, hizo sus primeras apariciones en público en el mítico Marquee Club de Londres, improvisando en el escenario. Pero sus trabajos junto a los grandes de la época en sesiones de grabación son incontables y muchas de ellas se han perdido. Al parecer, Page participó en un alto porcentaje de las grabaciones que se hicieron en Inglaterra entre el 63 y el 65, se barajan cifras que hablan de cerca del 60%, e incluso hay quien afirma que llegó al 90%. En cualquier caso, que se puedan demostrar, hay están sus colaboraciones con los Who y los Kinks, ya mencionados, además de los Rolling Stones, Van Morrison, John Mayall, Eric Clapton, Marianne Faithfull, Brenda Lee, Joe Cocker, Al Stewart… Y suma y sigue…

Luego llegó su efímero paso por los Yardbirds, una banda en la que también militaron Clapton y Beck y ese súper proyecto sin nombre ni cantante que iba a contar varios de los músicos de Rock más grandes del momento, pero que no acabó de concretarse. Poco después Jimmy reclutó al bajista John Paul Jones, al batería John Bonham y a un cantante de provincias llamado Robert Plant para crear una banda que se iba a llamar The New Yardbirds, acerca de la cual Keith Moon comentó que caería como un zepelín de plomo. Y hasta hoy.

Además de ser un guitarrista y compositor excepcional, Page aportó a su recién estrenada criatura novedosos métodos de producción y grabación, haciendo que el sonido Zeppelin se convirtiera en el más poderoso y granítico escuchado hasta el momento y poniendo los cimientos para lo que serían el Hard Rock y el Heavy Metal. Junto con el otro gran Jimi, Hendrix, Page es posiblemente el guitarrista más influyente para todos los intérpretes relacionados con las diversas familias del Rock. 

Ya antes de formar Led Zeppelin, aunque era un desconocido para el gran público, había ganado mucho dinero gracias a sus cientos de sesiones de grabación. Podía permitirse el lujo de viajar a los Estados Unidos y, a la par que descansar, escuchar la música que se estilaba por aquellos lares. Y vaya si escuchó. Y aprendió. Y se lo trajo a casa. 

También pasó por los USA como bajista oficial de los Yardbirds, donde la estrella principal era Jeff Beck, pero acabó brillando con luz propia con su guitarra a causa de una enfermedad que dejó postrado a Beck. De ese modo, para cuando volvió con su nuevo Zeppelin en 1968, ya era respetado al  otro lado del Atlántico. Tanto que, aún siendo una banda medianita en Inglaterra, en los USA llenaban locales, tenían legiones de  groupies a sus pies y un director de gira, Richard Cole, que era un auténtico golfo y que les introdujo en todos los vicios imaginables. Y todo ello sin haber publicado ni un solo disco. Y mucho menos un single, algo que nunca hicieron Led Zeppelin, ¿y por qué? Por que podían.

En muchas ocasiones se ha acusado a Jimmy Page de plagiar a los grandes del Blues y el primigenio Rock and Roll, pero yo no estoy de acuerdo con eso. Lo que hizo Page fue tomar lo que había (que era lo que hacían todas las bandas del momento) y darle un aire nuevo, mezclando estilos y tendencias e imprimiéndoles un sello diferente, novedoso. Algo que la prensa de entonces no entendió, machacándolos disco tras disco, mientras que el público los bendecía comprando sus discos por millones y asistiendo en manada a sus conciertos. Solo cuando llegó Stairway to Heaven, esos críticos contumaces tuvieron que callar y aceptar que eran los más grandes. Pero para entonces Jimmy los detestaba con toda su alma. 


Los setenta, como ya sabemos, fueron la años del gran éxito de Led Zeppelin. Llenaban estadios allá por donde pasaban y le dieron significado a vivir como estrellas de Rock: con mucho sexo, mucha música y muchas drogas. Y fue Jimmy Page, quizá, el que más abuso de todo ello. Era el jefe y lo era en todo. La coca y la heroína lo tuvieron enganchado mucho tiempo y se escapó por los pelos de acabar como su amigo Bonzo. De hecho, el último disco de Led Zeppelin salió a flote gracias a John Paul Jones, porque Page estaba a lomos del caballo y casi ni aparecía por el estudio, así que de componer ni hablarle.

La afición de Jimmy por el ocultismo fue una faceta que muchos ignorantes utilizaron para criticarle e incluso acusarle de causar las desgracias que asolaron a los componentes de  la banda a partir de 1975, como la pérdida del hijo de Plant o un grave accidente de coche que sufrieron en Grecia y que los dejó bastante maltrechos o también la muerte de Bonzo. En cualquier caso, tonterías a las que nunca hicieron el menor caso, pero que han tenido amplia difusión en prensa y que todavía hoy se rescatan a la hora de hablar de ellos. 

Tras la muerte de Bonzo y la disolución de Led Zeppelin, Jimmy Page no volvió a subirse a un escenario hasta pasados tres años, en 1983, y a partir de ahí ha colaborado en numerosos proyectos aunque nunca con el éxito que tuvo con su gran invento. 

Jimmy Page es uno de los mejores guitarristas del mundo del Rock y a él le debemos que Led Zeppelin cobraran vida y se hicieran música. ¡¡Larga vida a Jimmy Page!! ¡¡Larga vida a Led Zepeplin!!

Lectura recomendada: Led Zeppelin, el martillo de los dioses de Stephen Davis.
Si te ha gustado:

9 comments

  1. Me ha gustado mucho la semblanza que has realizado de este grande de la guitarra y, también, la selección de canciones, donde hay de todo y se puede apreciar muy bien su estilo. Ya he comentado en alguna ocasión (empiezo a parecerme al abuelo Cebolleta) que siempre tengo en mi memoria aquellos días en los que iba al desaparecido Cine Covadonga de Madrid, en la calle López de Hoyos, a ver sesiones dobles de películas musicales; una de las que no faltaba era "The Song Remains The Same", ¡cómo alucinaba con Page!, con esa guitarra de dos mástiles que sacaba y, en en general, con su manera de tocar. En aquella época, con "diecitantos" años, admiraba a tres guitarristas: Page, Blackmore y Howe (también a Gilmour, pero los otros me parecían más espectaculares), luego he ido conociendo, valorando y admirando a más, pero esos tres siempre representarán algo especial para mí. Me ha gustado que hayas nombrado a Nicky Hopkins, sobre el que tengo casi preparada una entrada; por cierto, un músico de sesión que llevó un camino bien distinto al de Page. Saludos Alex.

  2. Me ha gustado esta serie de entradas que has dedicado a estos pipiolos. A esperar la siguiente saga. Sorprendenos Alex. POr cierto, te he dejado un comentario en la entrada de Poco. Es que no se recibes notificaciones por correo de las respuestas a tus comentarios en otros blogs.
    Saludos fríos desde La Rioja.

  3. Ya lo dije en su momento aquí en el Telegram: prefiero a un Gilmour o un Rory que a los pajilleros del mástil (http://www.rocktelegram.com/2013/02/los-guitar-heroes-olvidados-o-porque.html), aunque ellos fueron los que nos iniciaran en esto, con la madurez llega la sabiduría jejjeje
    Lo de Nicky Hopkins, Raúl, es caso aparte: uno de esos músicos que han estado en más grabaciones de las que uno pueda imaginar, tipo también (vaya, hoy estoy tirando de hemeroteca) Mel Collins: http://www.rocktelegram.com/2013/03/mel-collins-el-saxo-del-art-rock.html
    ¡¡A ver qué nos cuentas de Hopkins!!
    En cuanto a The Songs Remain the Same, no tuve la suerte de verla en cine, en compensación la compré hace años en DVD y de cuando en cuando me doy el gustazo de verla…
    Saludos

  4. Gracias Salva!! Me alegra un montón que me dediques esas palabras, para la siguiente saga estaba pensando en algo también fácil, porque lo de meterme con Rainbow o Deep Purple iba a ser un no acabar, jejjeje, quizá otra de mis bandas favoritas: Queen. Ya veré…
    No, no recibo avisos de las contestaciones, creo, tengo que mirar eso…
    Saludos Salva!!

  5. Te dejé un comentario sobre un película, Días de Vinilo. También recomendé el blog en otro comentario.
    No se si has leído lo de la peli.
    Ya me imaginaba yo que los Queen tenía muchos números.
    Sobre la peli de Días de vinilo sino la has visto te la recomiendo, muy divertida.

  6. Genial e inconfundible el sonido de esa guitarra de doble mastil… que mala es la envidia ante alguien que es capaz de tocar de esa manera, son capaces de buscar cualquier escusa para desprestigiarlo, menos mal que son solo palabras y que el sabia transmitir emociones con sus dedos maravillosos..
    La peli de Salva esta bien, además es Argentina y no paran de rajar, ya sabes como son estos picólogos argentiiiinos
    saludos

  7. Pues sí Vidal, al final el que quedó como leyenda fue Jimmy y no sus detractores, y porr si queda alguna duda basta con echar un vistazo a las listas de discos más vendidos del mundo…
    Ya tengo en lista de espera esa peli. Pronto la veré.
    Saludos

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.